Eventos

  • Taller de Cuento - Exedra Books, Panamá - Tel. (507)6673-6923

martes, 31 de marzo de 2009

Hay que aprender a bailar (hablar) en portugués

En este baile que llamamos cultura latinoamericana, hay que aprender a danzar en portugués. Por lo menos para sentirnos más cerca del Brasil.
En algún mes del 2004, un promotor cultural brasileño gestionó la traducción al portugués de mi cuento breve "Chicle". Yo no lo conocía pero supe después que era un omnipresente (y casi omnipotente) hombre cultural. Su nombre es Marcelo Barbao. Junto a mi texto publicó uno de Efraim Medina Reyes y otro de Luis Humberto Crosthwaite, dos escritores admirables, además del de José Pérez Reyes, paraguayo. Se adivinaba un genuino interés por superar las barreras del idioma.
En octubre del 2007, conocí durante Bogotá 39 a un cuarteto de escritores brasileños: Paulo Cuenca, Adriana Lisboa, Verónica Stigger y Santiago Nazarín. Salvo Paulo, los demás no hablaban ni J(jota) de español. Pero se sobrepusieron y hasta agregaron frases castellanas a su repertorio. Hace unos días, Adriana me mandó la portada de su libro "Sinfonía en blanco". El "asunto" del correo-e anunciaba: "Ahora hablo español", refiriéndose a que el libro estaba en ese idioma y a que ella había participado en su traducción (la ayudó Daniel Mordzinski, de quien es la fotografía de la izquierda). El mensaje interior era muy breve: "Ahora soy alguien que anda por ahí".

domingo, 29 de marzo de 2009

Inexplicable la buena música, ésa que entra sin ser invitada

No existe una explicación última para la excelencia musical o literaria. ¿Por qué una canción es profundamente buena, por qué lo es un cuento? Quién sabe. La certeza nos asalta como el atractivo de una mujer o las ganas de llorar ante un atardecer que se achata. Cuando atestiguas un milagro artístico, no cabe duda de que estás escuchando o leyendo una obra excelsa.



En reuniones con amigos, podrías defenderte con mucha convicción. Decir que la instrumentación fue ejecutada de modo impecable, o que la estructura de la narración es de una compleja sencillez. Pero hasta ahí llegarán tus argumentos. Lo demás será misterioso.



Hay dos artistas que me causan esa sensación. El grupo Señor Loop y el compositor Carlos Méndez. Creo, con honestidad, que si ellos mismos se preguntaran qué esencia anima sus melodías o letras, caerían en laberintos que afearían sus interpretaciones. Sería como deshojar una rosa para entender su belleza. El nacimiento de una buena canción es, simplemente, dejarse ir.



Puede ser que la voz sea carrasposa a veces, que un falsete entre en un momento ilógico o que la guitarra hable con un ragueo cansado. Sin embargo, el todo se percibirá engranado con exactitud. Puede ser que los versos no estén partidos del modo correcto. No importa. Éste no es el terreno de la teoría sino del sentimiento. Nina Simone tenía una voz muy distinta a la que se creía ideal y, sin embargo, qué delicias provocaba su voz.

miércoles, 25 de marzo de 2009

Cuentos con salsa: el ritmo que bailas a solas.

Cada persona vive sacudiéndose a dos ritmos. El primero lo baila a solas - a solas aunque esté rodeado por una multitud. El segundo es ejecutado dentro del consabido mapa de pisadas, némesis de nuestro Rey de la Salsa.
¿Cuál es tu ritmo precioso y cuál el asumido? ¿Susurras una balada en el oído de quien llena de luz tus noches, de luna tus días, temeroso de que los otros escuchen? ¿Ocultas el baile apretado? ¿O te atreves a encerrarte en ti mismo y dejarte llevar por la música y su fuego? (Cuentos con salsa).

lunes, 23 de marzo de 2009

Cuentos con salsa: un Houndini tropical.

Harry Houndini, de quien dijeron una vez los periódicos: “un ladrón daría la vida por sus trucos”, tuvo su contraparte tropical en los años setentas. Por desgracia, las noticias de éste otro mago no llegaron a las naciones adultas ni a otros países de América Latina. Supongo que los testigos morirán con el secreto. El recuerdo de sus hazañas se disolverá como una gota de sangre en el mar.
Medio hermano de John Peter Williams – el Robin Hood del istmo –, aprendió también magia de Martinica. E inclusive amenazó con doblegar los yugos metafísicos y físicos…
Su principal acto consistía en superar cadenas y camisas de fuerza mientras sacudía su cadera al ritmo de un “merengue” extenuante. Con música “Soca”, salía de un acuario de dos metros totalmente sellado. Como todo buen ilusionista – como si no fuera un ilusionista, sino un mago verdadero -, no reveló nunca sus trucos. Los caderazos secretos de su baile, nadie sabe cómo bailarlos. Solo mencionó, una vez, que los egipcios en su apogeo cultural, conocían requiebros que los conectaban con las estrellas. Arriba mostramos una foto que quizás retrata al mago. Está desenfocada y defectuosa pero es lo único que se tiene de él (Cuentos con salsa).

viernes, 20 de marzo de 2009

VISLUMBRES: puedes recibir un ejemplar de esta revista, en pdf, gratis

La revista VISLUMBRES, en su edición 2008, hizo converger los esfuerzos de las embajadas de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Cuba, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, México, Panamá, Paraguay, Perú, Portugal, España, Uruguay y Venezuela, con recursos económicos de la Agencia Española de Cooperación Internacional y Desarrollo. Tras la colaboración de una larga lista de gestores del proyecto, editores, asesores, traductores y fotógrafos (las fotografías son impresionantes) nació una publicación original y de una estética impecable.
El formato inicia con una presentación del Secretario General Iberoamericano, Enrique Iglesias, y un texto de Anita Desai que relaciona, con el puente que aún es Octavio Paz, a la India y a México. Después aparecen, como paisajes que desfilan ante la ventana de un tren en movimiento, viñetas de La Habana, Bangalore, Alicante, Santiago de Chile, Bilbao, Dehradun, Ciudad de México, Guayaquil, Dehli, Barcelona, Gurgaon, Valencia (Venezuela), New York, Rio de Janeiro, Bogotá, Santo Domingo, Kolkata, Buenos Aires, Madrid, Gaya, San Salvador, Sevilla, Panamá, Ciudades de Goa, Montevideo y Kurukshetra. Cabe resaltar que entre quienes escriben estas viñetas hay varios narradores distinguidos en el grupo de Bogotá 39 o en el de EL FUTURO NO ES NUESTRO o en ambos: Leonardo Valencia, Slavko Zupcic, Andrea Jeftanovic y Carlos Wynter. La revista alcanza su cima con entrevistas a Anita Desai y Carlos Saura, y pasa sus últimas hojas con EXTRAMUROS, sección que los editores definen como "un conjunto de textos agrupados precisamente por tratarse de temas "fuera" de la línea editorial expuesta". Sin más, les invito a leer este trabajo tan integrador y envolvente como un mapamundi que se enrrollara alrededor nuestro. Si se registra en http://www.fugalibros.com/, podremos enviarle un ejemplar en PDF de la revista.

lunes, 16 de marzo de 2009

El Futuro no es nuestro

"El futuro no es nuestro" es un proyecto ideado e impulsado por Diego Trelles P., narrador y antologador peruano. Comenzó con la publicación de una cantidad grandiosa de buenas narraciones de jovenes latinoamericanos. Estos cuentos están alojados en la revista "Pie de Página", un espacio electrónico en el que cualquiera puede leerlos gratis.
Lo segundo fue la publicación en Argentina de la antología en papel, con una cantidad menor de autores: veinte. Ésta vio la luz el 12 de marzo en la Cafetería-Librería de la Editorial Eterna Cadencia, responsable de la cuidada edición. Es mandatorio decir que por una semana, el libro superó las ventas de Roberto Bolaño.
El siguiente país en el que aparecerá es Bolivia, gracias a la Editorial La Hoguera. Y se está cerrando el trato también con México.
Mientras tanto, algunos autores del grupo fueron distinguidos como las mayores voces de la generación en la revista Zoetrope, de Francis Ford Coppola. Esta exigente selección estuvo a cargo de Daniel Alarcón y Diego Trelles P. La portada de la revista fue diseñada, nada menos y nada más, que por Guillermo del Toro.
Pero dejando de lado el interesante recorrido de la obra, le damos importancia al símbolo de los tiempos que es: murió el ayer, el futuro no es nuestro, solo queda el ahora.
(Si hace clic en la portada, podrá acceder a un fragmento del cuento Boxeador que, además de en la antología, aparece en el libro "Cuentos con salsa")

viernes, 13 de marzo de 2009

Luis Humberto Crothwaite sobre "Cuentos con Salsa"

¿Es posible que un libro no sólo te invite a la lectura sino también a bailar? Carlos Wynter nos invita a una fiesta donde la música y el gozo nunca terminan. Es una joya de ritmos y sabores. Es candela pura.

Luis Humberto Crosthwaite, escritor Tijuanense, reconocido autor de "La Luna siempre será un amor difícil".



jueves, 12 de marzo de 2009

Efraim Medina Reyes sobre "Cuentos con Salsa"

Pienso que la prosa de Wynter es sobria y pulida; el trópico, a veces calcinante y otras onírico, domina sus atmósferas y las diferentes historias poseen una excelente carga vital y humana. Mientras leía casi pude sentir la cadencia musical que gobierna las entrañas del libro y contribuye a darle matices insospechados. Borges dijo en más de una ocasión que un libro es un objeto inútil y quizá triste hasta que encuentra a su lector. Supongo que ser lector resulta ineficaz y aburrido hasta que encontramos nuestro libro. Me limitaré a decirles que pasé buenos momentos leyendo este libro y espero que muchos lectores gocen y se diviertan al ritmo de Carlos Wynter.

Efraim Medina Reyes es, quizás, el autor joven colombiano más importante de los últimos tiempos. Es el responsable del magnífico libro "Érase una vez el amor pero tuve que matarlo"


viernes, 6 de marzo de 2009

Víctor Alejandro Mojica sobre "Cuentos con Salsa"

"Qué mejor salsa que la narrativa de Wynter Melo. La obra es explosiva, dramática y sabrosa, como un caldo panameño. Son cuentos robustecidos de novedosas tendencias literarias, que retratan Panamá y el alma de artista inquieto, genuino".
Víctor Mojica es un periodista panameño, director de EL GUAYACÁN y colaborador de la corporación MEDCOM.