Eventos

  • Taller de Cuento - Exedra Books, Panamá - Tel. (507)6673-6923

sábado, 28 de noviembre de 2009

Lili Mendoza gana Premio Centroamericano

Aprovecho la noticia de que la escritora panameña, Lili Mendoza, fue galardonada con el Segundo Premio Yolanda Oreamuno de la Asociación Costarricense de Escritoras, para publicar el texto con el que presenté su primer libro. Felicitaciones, Lili.

Arráncame del pecho este Corazón de Charól A-gogó

Escribí a modo de hoja de presentación del libro Corazón de Charol A-gogó, primera publicación de Lili Mendoza, lo siguiente:

Corazón de Charol A-gogó es una bomba. Una explosión. Un atentado terrorista que, sin embargo, no demanda redenciones ni desea aleccionar a nadie. Es sólo la escritora y su pluma. Son sólo un puñado de personajes que retratan seres al borde del abismo. Un cuadro modernísimo con aire a novela gráfica de MARVEL o DC Comics. Estamos ante una obra que, de tan honesta, se vuelve rara en la literatura femenina actual.

Dije eso pero, en realidad, esta obra no es rara en la literatura femenina actual… Esta obra es rarísima, es única en la literatura femenina actual. Voy a decir por qué.

Corazón de Charol A gogó me recuerda, con algunos de sus relatos, las narraciones autobiográficas de Bukowski; con otros, el ritmo seco y preciso de Hemingway. Muy estadunidense, podría pensar alguien, pero la ambientación, las palabras, tiñen las historias con otro matiz, matiz Panamá encendido.

Salvo en A Morales Cruz, que es de otra generación, y algunos escritores de la nuestra: Edilberto González Trejos, mi persona y unos cuantos más, no hay huellas claras en la literatura nacional de los escritores decadentes de Estados Unidos. Era más importante, pues, Colonia Americana No, librarnos de la influencia gringa que reconocer que historia es historia y mestizos somos todos los panameños. Este libro hoy llega como una redención.

Pero el mayor mérito de Lili es arrancarse del pecho su Corazón de Charol A gogó, y mostrárnoslo sangrante y verdadero. Parecía olvidado, sobre todo en la literatura femenina nacional, que narrar es explorarse sin pudores. Es refrescante devolverle la intimidad al acto de escribir y de leer.

Las historias de la colección son de por lo menos, dos naturalezas. Unas nacen de un ojo agudo, acucioso frente a las rutinas urbanas. En ellas están el chiquillo rodeado por los parientes consentidores, el ritual de leer el periódico usado, el suicida armado con un automóvil a punto de arrancar, la deseada chica malax, el mago que la pobreza hizo desaparecer y el odio encerrado en una oficina de lunes a viernes. Están el cadáver olvidado, el seteo milagroso, la televisión devoradora, un párroco que se confiesa hombre y deseo, el alcohol, el cigarrillo, la Gran Depresión.

EL otro conjunto de narraciones son, si se quiere, simbólicas; salimos del espacio concretamente urbano para caminar entre brujas, fratricidas bíblicos, figuras geométricas que rumian complejos, tejidos psicotrópicos y desmanchadores de almas.

Es improbable no ver Lili entre las páginas, a Lili como persona. Yo tuve el gusto de conocerla durante uno de mis talleres y supe que, tanto en su vida como en su obra, la Luna le habla al oído. Vean la portada de esta publicación, por ejemplo. Para los que aún estamos en los treintas, ¿no es un collage del interior de nuestros años? ¿No es esta portada en sí, este libro como objeto, una propuesta artística y totalizadora en sí misma? ¿No habla este libro desde su contenido y su contexto?

Y no estamos ante un nacimiento prematuro sino frente a un parto pausado y quizás doloroso. Lili supo esperar. Supo que la literatura, más que aspirar a estar de moda, aspira a ser una verdad que no pase, una roca a la que aferrarse aunque los furiosos ríos del tiempo corran.

En fin, los convido a que se dejen llevar por los latidos de este corazón de charol a-gogó, la primera publicación de Lili Mendoza, una buena primera publicación que sin lugar a dudas es el primer paso de una escritora en todo el sentido de la palabra. Buenas noches.

Fotografía de José Luis Rodríguez P.

Presentación del Premio Alfaguara en Panamá: Andrés Neuman, una obra literaria en sí mismo.

Para el evento Bogotá 39, el cuál reunió a los escritores jóvenes más destacados de Latinoamérica, se recurrió a un hotel no muy grande, un hotel en el que nadie podía esconderse en su soledad de escritor. El lobby era un único lobby. El ascensor un solo ascensor. Y coincidíamos necesariamente en el restaurante.

Aún arrastrando mi maleta, conocí a Gonzalo Garcés, connotado escritor argentino, y a Izara García, integrante de la organización del Hay Festival. A Andrés lo conocí apenas luego, lo vi moverse con gestos de quien no es de este mundo, gestos de personaje literario.

Cuando hablo de personaje literario, me refiero en mínimo grado a los libros: los libros son sólo el espejo en el que Andrés se descubre (La literatura es la exploración más exigente de la propia vida).

Así que cuando llamo a Andrés personaje literario lo hago deseando que lean mi observación, que recuerden lo que les sugiere un libro, un libro grandioso, los sueños que éste, en ustedes, develó.

Percibí que Andrés, encontrándolo en el lobby y el ascensor y el restaurante de ese hotel que fue la casa de decenas de escritores jóvenes, al menos por unos días, era alguien, alguien por fin, que no sólo creía en la literatura sino que se la creía totalmente.

Después, cuando compartí una lectura pública con él, supe que respetaba el rigor de la creación, que éste era la esencia misma de sus escritos. Y cuando finalmente conversamos, no habló, escribió en el aire, hizo aparecer una breve ficción en el éter.

Palabras de Carlos Wynter durante el acto de presentación.

En la foto aparecen, en el orden usual, Briseida Bloise, representante de Alfaguara en Panamá y Presidenta de la Cámara Panameña del Libro, Carlos Wynter, escritor panameño; Andrés Neuman, Premio Alfaguara 2009; Jaun Abelardo Carles Rosas, editor panameño; y Rosa María Britton, escritora panameña. La fotografía fue tomada por Julio Montes.



martes, 24 de noviembre de 2009

El Escapista y otras reapariciones recomendado por Fundalectura

Fundalectura acaba de publicar los 100 libros altamente recomendados 2009-2010.

Este año nueve títulos de Panamericana Editorial fueron seleccionados, entre ellos El Escapista y otras reapariciones.

Razones por las que Fundalectura hace la selección:

¿Por qué recomiendan estos libros?

Porque es importante compartir cuáles son los libros que nos dejaron personajes entrañables, que nos conmovieron por sus historias, que nos arrebataron una sonrisa, un suspiro… O contar cuáles libros nos dieron la entrada a un saber o profundizaron lo que ya conocíamos… Lo bueno se comparte!

¿Dónde los han leído?

En los comités de valoración de Fundalectura, que próximamente cumplirán 20 años de funcionamiento y que están conformados por bibliotecarios, maestros, promotores de lectura, jóvenes estudiantes de literatura, ilustradores, sicólogos, químicos, físicos, editores, filósofos…

¿A quiénes los recomiendan?

Porque nunca es demasiado temprano para leer con los niños, recomendamos propiciar su encuentro con los libros desde el nacimiento y a lo largo de toda la vida.

Si quieres saber cómo elegir las lecturas para los más jóvenes, puedes leer nuestro libro Cómo reconocer los buenos libros para niños y jóvenes, un trabajo que hemos realizado con la investigadora Gemma Lluch, de la Universidad de Valencia. En este libro también encontrarás algunas orientaciones para conformar grupos de discusión alrededor de la lectura.

miércoles, 18 de noviembre de 2009

La larga espera por Andrés Neuman, el autor en quien Roberto Bolaños confiaba

«Tocado por la gracia. Ningún buen lector dejará de percibir en sus páginas algo que sólo es dable encontrar en la alta literatura, aquella que escriben los poetas verdaderos. La literatura del siglo XXI pertenecerá a Neuman y a unos pocos de sus hermanos de sangre.»
(Roberto Bolaño, 'Entre paréntesis')
Me cuenta Pedro Crenes que se propuso a Andrés Neuman para la Feria panameña del Libro del 2003. Hasta ahora llega Andrés, gracias a sus propios méritos, antes de que finalice el año 2009.
Siempre creí que no existían los artistas puros, esos que encarnan un arte sin dobleces, reconcentrado. Creí que los García Madero (personaje de Los Detectives Salvajes) se quedaban en los libros y que la literatura se ensuciaba, en mayor o menor grado, apenas la tocábamos los mortales. Pero conocí a Andrés Neuman y tuve la impresión de que, quizás, eso no era tan cierto.

Andrés Neuman estará en Panamá el 23 de noviembre, en la Sala Extranjera de la Biblioteca Nacional, 7:30 de la noche, para presentar El viajero del siglo, premio Alfaguara 2009. Tuve la oportunidad de compartir con él en Bogotá 39 y no cabe duda de que lo que dijo de él Roberto Bolaños, lo pondera justamente. Participaremos Juan Abelardo Carles Rosas y este servidor. No se lo pierdan.

viernes, 13 de noviembre de 2009

Otro premio para Bogotá 39: Eduardo Halfón gana el Premio de Novela José María Pereda

Eduardo Halfón, compañero de Bogotá 39, guatemalteco, acaba de ganarse por unanimidad el Premio de Novela breve José María Pereda. La pirueta, obra con la que mereció el galardón, "enlaza la música del genial Thelonius Monk con los gitanos de los Balcanes". La escritora Almudena Grandes, miembro del jurado, destacó que la novela de Halfón es «estupenda» y «muy original». Felicitaciones, Eduardo. Justo merecimiento.

Fotografía de Daniel Mordzinski

miércoles, 11 de noviembre de 2009

Antología mínima del orgasmo

Antología Mínima del Orgasmo, colección que incluye un texto de la amiga Elena Méndez, se presentará en la FIL de Guadalajara, México. 4 de diciembre, Salón Elías Nandino, segundo piso de EXPO Guadalajara, de las 13:00 horas a las 13:50. Elena participa con el escrito HETEROFLEXIBLE, narración creada especialmente para la antología. Comentará la obra el reconocido escritor Alberto Ruy Sánchez. Quedamos a la espera del momento preciso del Climax.

El Futuro reaparece en Chile

Reaparece el Futuro no es nuestro. Ahora en Chile. La obra se ha convertido en una especie de profeta itinerante, un viajero que recorre Latinoamérica y conversa y bebe con los amigos que lo reciben, y duerme en parques u hoteles lujosos - no le molesta el lugar de hospedaje - con una mochila de pocas mudas como almohada.




Le deseamos suerte en este viaje por el país del sur, de la mano de UQBAR editores


lunes, 2 de noviembre de 2009

El Boom sigue mandando

La encuesta que hemos promovido desde este y otros sitios web, ya tiene resultados parciales. Algunos, en lo personal, me sorprendieron. Por ejemplo, a más de cuarenta años de su aparición como fenómeno, el Boom literario latinoamericano sigue mandando: Gabriel García Márquez fue el escritor preferido por quienes llenaron la encuesta, seguido de Julio Cortázar. Roberto Bolaño, que me parece un genio narrativo, sólo obtuvo un 2.1% de las votaciones, y Charles Bukowski no recibió ningún voto. La mayoría de los participantes fueron mujeres y casi un 75% tenían edades entre los 20 y los cincuenta años. Una gran mayoría manifestó ser lectores de novelas y, en menor grado, de cuentos. ¿Qué habrá que hacer para superar al Boom?

Los derechos de la fotografía pertenecen a Associated Press