Eventos

  • Taller de Cuento - Exedra Books, Panamá - Tel. (507)6673-6923

domingo, 11 de julio de 2010

En el país de los ciegos, no queda más que seguir al rey

Yo no quiero habitar la casa que me han impuesto porque, uno u otro cuarto, es la misma vaina. Yo quiero construir otra casa. Luchar contra el error es darle fuerza al error. Yo prefiero construir el acierto. El rey de nuestra ciudad lo es también de quienes se le oponen. Que ya no sea tu rey; no le obedezcas, no le hagas caso. Mientras él reprime a nuestra población indígena, hagamos libros con valores indígenas. Si él propone talar árboles, sembremos una parcela, reciclemos. Que nadie lo siga, que se quede solo. Dile a los ciegos que el emperador está desnudo y ya no temerán al emperador. Andemos otro camino en vez de pararnos frente al que él anda. Él no va a hacer lo que es enteramente nuestra responsabilidad.

Pero eso sí, si se pone en nuestro trecho, sigue sin detenerte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario